{literal} {/literal}

Muchos piensan que solo las personas cercanas a la muerte necesitan un Testamento, pero esto no podría estar más lejos de la verdad. Cualquier persona que quiera hacer planes para lo que sucederá con sus propiedades, finanzas, hijos e incluso mascotas en caso de que mueran, debería crear un testamento.

¿Por qué conviene hacer tu testamento a temprana edad?

El testamento es la base de un buen plan de herencia. La idea es que debes ser “sensato y consciente” cuando escribes tu testamento. Algunas enfermedades pueden causar problemas de pensamiento, orientación y cognición, por lo que es importante escribir el testamento mucho antes de una crisis médica.

No quieres morir sin un testamento

Si mueres y no dejas tu voluntad por escrito, esto se denomina “intestado” y es algo que puede crear conflictos entre las familias y alargar el proceso de liquidación de tu patrimonio. Sin embargo, si realizas tu testamento de manera temprana, puedes incluso modificarlo en cualquier momento.

¿Cómo funciona un testamento?

En tu testamento, designarás a un “albacea”. Esta persona es responsable de seguir las pautas que estableces en tu testamento y de resolver sus asuntos finales. Esta persona también organizará la transferencia de todos tus bienes (propiedades, activos) a las personas a quienes deseas que vayan, llamados tus beneficiarios designados.

Un testamento también te permitirá llevar la custodia un paso más adelante, ya que puedes designar quién tendrá la custodia de tu (s) hijo (s) si no hubiera otro padre / persona que asumiría automáticamente la custodia. Lo mejor es consultar con un abogado con experiencia para que este te ayude a redactar tu testamento. Cada localidad tiene reglas diferentes sobre este tipo de documentos/procedimientos, por lo que es conveniente dejarlo en las manos del experto.

Nadie quiere pensar en la planificación del destino después de la muerte, pero es un elemento clave para asegurarse de que tus deseos sean conocidos y acatados. Si sucede algo inesperado en el que has muerto, no hay forma de completar un testamento en ese momento. Motivo por el cual, el escribir tu testamento debe ser una prioridad mientras organizas tus documentos importantes. ¿Por qué? Simple y sencillamente porque esto te dará tranquilidad y le brindará a tu familia una base sólida para seguir tus deseos después de tu muerte.

Si bien, esperamos que nunca tengas que preocuparte por ello, te invitamos a que hagas una cita con uno de nuestros expertos.